El drenaje linfático es una técnica manual basada en la aplicación de maniobras suaves, rítmicas e indoloras que tienen como objetivo la estimulación del sistema linfático para la eliminación de líquidos excedentes y desechos metabólicos.

El drenaje linfático aporta múltiples beneficios, regula el equilibrio hídrico del cuerpo, mejora la circulación de retorno, estimula el sistema inmunológico y disminuye la ansiedad y el estrés entre otros.

 

Beneficios del drenaje linfático manual:

  • Mejora el funcionamiento del sistema linfático
  • Regula el equilibrio hídrico del organismo
  • Mejora la circulación de retorno
  • Depura el organismo
  • Efecto sedante sobre el sistema nervioso
  • Estimula la función renal
  • Estimula el sistema inmunológico
  • Disminuye la presión sanguínea
  • Regula el peristaltismo
  • Mejora el trofismo de los tejidos
  • Disminuye la ansiedad y el estrés

Indicaciones del drenaje linfático:

  • Linfedemas, lipedemas, edemas traumáticos y patologías postquirúrgicas (faciales y corporales).
  • Edemas faciales, acné.
  • Celulitis, varices, piernas cansadas, flacidez, adiposidades localizadas
  • Migrañas, dolor de cabeza, vértigos
  • Patologías reumáticas (artrosis, artritis)
  • Hipertensión, hipotiroidismo, fibromialgia
  • Problemas digestivos
  • Ansiedad, estrés
  •  Tratamientos estéticos (faciales y corporales)

Ver mas información sobre Unidad de Fisioterapia y Rehabilitación→