La Fisioterapia Invasiva

es un conjunto de técnicas basadas en la utilización de una aguja para la aplicación de medios físicos tales como el calor, la electricidad (Electrólisis percutánea musculoesquelética), medicamentos (Infiltraciones y mesoterapia) o la propia estimulación mecánica (Punción seca).

Dichas TÉCNICAS INVASIVAS se dirigen directamente al “tejido lesionado”( de forma percutánea) al origen de la lesión, estimulando al mismo y activando la regeneración y/o recuperación.

Todo ello constituye toda una renovación en los conceptos clásicos de la fisioterapia, una nueva fisioterapia que logra mejores resultados en lesiones tan frecuentes en el mundo laboral y deportivo como las tendinopatías y las roturas musculares, y que evita cirugías.

A diferencia de las técnicas convencionales la aguja sirve de proyección de las manos del fisioterapeuta para provocar un estímulo local sobre el tejido afectado y una respuesta proporcinal asociada, con la ayuda frecuente de la ecografía músculo esquelética que permite mejorar la efectividad y la seguridad del procedimiento.

Ver mas información sobre Unidad de Fisioterapia y Rehabilitación→